Diseñamos aprovechando los recursos naturales disponibles reduciendo el consumo energético.

Diseñamos espacios confortables en edificios comprometidos con el medio ambiente. Nuestra filosofía de trabajo se basa en buenas prácticas arquitectónicas que tienen como objetivo la calidad del ambiente interior y la reducción de los efectos negativos sobre el entorno.

Cada proyecto se enfoca a partir de premisas bioclimáticas como son el uso de estrategias pasivas de diseño, el aprovechamiento de los recursos naturales locales, el funcionamiento sostenible del edificio, cuidando detalles fundamentales como el aislamiento de la envolvente, la eliminación de los puentes térmicos, la ventilación higiénica controlada permanente, etc.